Presionar ENTER para activar modo de accesibilidad Presionar ENTER para desactivar modo de accesibilidad

Envía tu saludo

Noticias
29 de Septiembre del 2021

India: Cristiano liberado de prisión luego de llevar a 11 presos a Jesús

Una acusación falsa es suficiente para que un cristiano sea arrestado o se le impida vivir su fe en India. Este fue el caso del predicador indio Subhash*, quien reunió al menos a 1500 personas en un templo para adorar a Jesús, lo cual causó el rechazo de los líderes de su aldea.

  • India: Cristiano liberado de prisión luego de llevar a 11 presos a Jesús

Vea también: Predicando por los caminos resbalosos de San Marcos, Perú

“El Señor pone gozo en mi corazón a pesar de mis luchas”, le dijo Subhash a Open Doors. Todo comenzó cuando Dios sanó a la esposa de Subhash, que en ese momento era hindú y ya había gastado todo su dinero en tratamientos. “Un día, un creyente me llevó a una iglesia. Cuando el pastor oró por ella, pudo levantarse y caminar lentamente”, dice.

A partir de esta experiencia, Subhash se convirtió en un ferviente seguidor de Jesús: comenzó a orar por los enfermos y muchos fueron sanados. “La gente empezó a acudir a mí, queriendo que orara por ellos. En ocasiones, asistieron hasta 3000 personas”, dice.

Las multitudes pusieron celosos a los ricos propietarios hindúes de la aldea. Uno de ellos era un hombre influyente al que los aldeanos llamaban "Thakur", un título utilizado por las comunidades de clase alta de India.

“La gente muy rica solía venir a mi miserable cabaña con sus autos grandes; querían que orara por ellos. Me trataron con respeto. Thakur y otras personas hindúes adineradas me envidiaron en todo esto. Estaban extremadamente enojados porque estaba predicando acerca de Cristo”, informa el predicador.

Thakur y otros obligaron a una niña a testificar contra Subhash. Otros hindúes influyentes de la comunidad también presentaron acusaciones falsas y Subhash fue arrestado. En prisión, Subhash clamó a Dios, quien no se olvidó de su siervo. “Dios me usó dentro de la prisión”, dice. “Compartí el Evangelio con otros 12 presos. 11 de ellos aceptaron a Jesús como Salvador".

En el décimo día de su encarcelamiento, Subhash tuvo una experiencia con Dios: “Comencé a decirles a todos mis compañeros de prisión: 'Todos ustedes van a ser testigos de cómo el Señor me va a liberar hoy'”. Sus compañeros de celda le advirtieron lo improbable que era su liberación. Le dijeron que los cargos en su contra eran tan fuertes que no podría ser liberado al menos en tres años. Ocurrió lo inesperado: "El Señor respondió a todas mis oraciones, fui liberado y también los otros 11 presos que creyeron en Dios".

Subhash salió de prisión gracias al apoyo de Open Doors. Va de pueblo en pueblo, predicando el Evangelio y orando por la gente. “Cuando experimentamos persecución, Dios nos bendice. Nos convertimos en un trozo de tela que se lava una y otra vez: cuanto más nos lava la persecución, más limpios nos volvemos”, concluye Subhash.

*Nombre modificado por razones de seguridad / Imagen cortesía de Unsplash

  • Impacto Evangelístico
  • Impacto Evangelístico
  • Impacto Evangelístico

Impacto Evangelístico es una publicación oficial del Movimiento Misionero Mundial con 50 años de circulación en el mundo entero, editado en seis idiomas. El contenido, con reportajes, testimonios, historias e información, está orientado a edificar la vida de nuestros lectores.

Issuu

issuu.com/impactoevangelistico.net

Visualiza en 7 idiomas nuestra edición digitalizada

Ordenadores y Móviles